Descubre nuestra nueva receta de Tarta de Pan con Canela y Limón. Una recetas fácil y rápida para hacer en casa y disfrutar de ella, ¡perfecta para terminar con el pan duro que a veces sobra en casa! ¿Te gusta? ? ¡Suscríbete al canal de y activa las notificaciones en la campanita! No te pierdas ninguna de nuestras novedades haciendo clic aquí: https://www.youtube.com/LIDLEspana​.

00:00​ Tarta de pan con canela y limón
00:07​ Añadir leche, limón y canela a una olla
00:20​ Infusionar y servir mezcla en bowl
00:28​ Añadir pan, huevos y azúcar y licuar
00:45​ Añadir aceite en molde y servir mezcla
00:55​ Hornear y dejar a enfriar
01:02​ Un toque de canela y… ¡A disfrutar!

Video:

Raciones: 8 | Dificultad: fácil | Tiempo cocción: 25 minutos |
Tiempo preparación: 50 minutos

INGREDIENTES:

Para la tarta:
– 700 ml de leche fresca de pastoreo entera Milbona
– 1 limón
– 1 cucharadita de canela en polvo Kania
– 300 g de hogaza de pueblo, pan duro
– 5 huevos ecológicos
– 90 g de azúcar Belbake
– Aceite de oliva suave Olisone

Para la decoración:
– Canela en polvo Kania

ELABORACIÓN:

1. Para la tarta: vertemos la leche a una olla e incorporamos la piel de limón y la canela. Calentamos hasta que humee y retiramos del fuego. Dejamos infusionar 5 minutos.

2. Pasado ese tiempo, retiramos la piel del limón y vertemos la leche a un bol amplio. Añadimos el pan duro en porciones y esperamos unos minutos hasta que el pan absorba la leche y se ablande.

3. Sobre la misma mezcla, añadimos los huevos, el azúcar y trituramos con una batidora hasta obtener una mezcla homogénea y lisa. Vertemos sobre el molde de horno previamente engrasado con aceite de oliva.

4. Horneamos a 190 ºC durante 25 minutos aproximadamente, enfriamos y desmoldamos con cuidado. Para la decoración: decoramos la superficie de la tarta con canela en polvo espolvoreada y… ¡a disfrutar!

INFORMACIÓN ADICIONAL SOBRE NUTRICIÓN:

• Kcal: 184
• Grasas: 824,5 g
• Hc: 19,82 g
• Proteínas: 8,36 g

El pan es uno de los alimentos tradicionales y básicos en Europa, Medio Oriente, India, América y Oceanía. En su elaboración, tradicionalmente usamos una harina de cereal, agua y sal junto con levadura para que tenga una textura esponjosa y tierna, aunque esto depende del tipo de pan que busquemos.

Es un alimento que puede servirnos tanto para acompañar platos principales, como para pequeñas ingestas (desayunos, almuerzo o meriendas) o incluso para ser la base en sándwiches o bocadillos de un plato principal. También puede ser la base de platos de repostería o dulces, como en este ejemplo.

A nivel nutricional, tenemos un alimento energético que aporta principalmente hidratos de carbono complejos. Si usamos un pan elaborado con harina de fuerza, la proporción de gluten y proteína será mayor. Lo ideal es usar una opción 100% integral, aumentando así la proporción de fibra. También podemos usar opciones sin gluten o a base de cereales que no contengan maíz para tener una alternativa apta para personas con celiaquía.